Enfrentamiento a la autoridad (negativismo desafiante)

El negativismo desafiante (u oposicionamiento activo) es una forma leve del trastorno de conducta típico, niños que suelen tener comportamientos agresivos y que se enfrentan a los comportamientos y normas sociales establecidos como normales. Suelen enfrentarse con facilidad a la autoridad.

Son niños que en general y de forma resumida, tienden a desobedecer, haciendo sólo aquello que les otorga placer o satisfacción.

De esta forma suelen ser desobedientes, desafiantes, se enfadan y enfadan a los que les rodean y ponen todo tipo de excusas para no hacer lo que se les ordena o les corresponde. Son frecuentes entre los 18 meses y los 3 años. La mayoría de estos casos se relacionan con un exceso de relajación por parte de los padres, que a veces otorgan demasiada permisividad a los niños, que sacan partido a esa situación adoptando los comportamientos que les produce placer o satisfacción.

Las formas más leves, comunes y fáciles de corregir de estos cuadros se manifiestan en forma de rabietas o enfados, en los que a veces el niño puede adoptar actitudes como contener la respiración.

Cómo se puede corregir
Se debe limitar la permisividad a la vez que se explica al niño o adolescente el por qué se toman ciertas determinaciones con él y qué puede hacer para conseguir lo que anhela. Es importante no dejar que progrese hasta un trastorno de conducta típico.

En los casos más complicados se puede realizar psicoterapia e incluso tratamiento con fármacos. A veces es útil que la familia reciba apoyo psicológico e incluso que los profesores reciban también apoyo.

Es importante que el niño no obtenga ninguna recompensa de las crisis, que haya coherencia en las actitudes de los padres (no contradecirse) ni tampoco ceder ante las presiones del niño; puede ser útil no prestarle atención durante las crisis incluso sin castigarle, ya que la falta de atención es lo que antes las ataja; es importante reforzar las conductas positivas.

El negativismo desafiante suele verse en niños desobedientes que generalmente se han aprovechado de una excesiva permisividad. No se debe dejar que progrese a un trastorno de conducta típico, que es un cuadro mayor.

Si te ha gustado esta entrada, puedes apoyarme comprando o recomendando mi última novela, Holocausto Manhattan, en digital o en formato papel. Te lo agradeceré mucho.

About these ads

2 pensamientos en “Enfrentamiento a la autoridad (negativismo desafiante)

  1. Pingback: Depresión en la infancia y adolescencia | No todo es pediatría

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s