Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero

Como no todo es pediatría, en esta ocasión vuelvo a hacer una reseña, de nuevo parcial e influida por el hecho de conocer, aunque solo sea digitalmente, al autor de la obra. Esta es Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero, que es el título y casi el argumento de la novela. Así que, siguiendo consejos de su autor, usaremos su versión abreviada, Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero. Sí, mejorar la capacidad para resumir es uno de los recursos que he aprendido leyendo este libro. Y no es el único.

Conocí a Roberto López-Herrero en Twitter, donde se le conoce como @ElExpecial, un nombre enigmático ya que no quiere que nadie intuya su identidad real, algo que por supuesto pienso respetar en todo momento, tal y como me pidió de forma emotiva (que te apunten con un arma siempre añade emoción a una petición). Como veis la química (o en este caso la electricidad) fue inmediata y comencé a leer su novela. Y aquí reside el resultado de esa lectura, disponible tanto en digital como en formato papel.

En solo unas pocas líneas el protagonista —un policía mezcla de alter ego de Super López y español de clase media— me había enganchado y me había hecho soltar más de una carcajada de esas que los de alrededor se giran preguntándose si será seguro estar cerca de ti. Pero lo mejor de todo fue que sentí esa emoción especial que solo había notado cuando, hace ya unos cuantos años, leí esa genialidad de Eduardo Mendoza titulada Sin noticias de Gurb. Pero me estoy adelantando al final de esta reseña…

Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero (como veis no se me olvida usar el título en su versión resumida para ahorraros tener que leer demasiado) es un GRAN libro. Así, en mayúsculas. Vale, es corto, muy corto, de hecho. Y vale, su única pretensión es divertir. Pero un momento, ¿no intentan eso muchos otros libros y fracasan? Y de hecho, la misión de una historia, ¿no es hacer que el lector sienta algo? Pues entonces Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero (versión resumida del título, tranquilos que no me olvido) cumple perfectamente con su cometido: es una GRAN historia porque te hace no sonreir, sino reir abiertamente y te engancha porque es fresca, original, rápida, divertida y sobre todo muy diferente. Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero es un pedazo de libro porque te lo pasas bomba mientras lo lees.

Decía al principio que me estaba adelantando al final de la reseña cuando citaba Sin noticias de Gurb. Y es que Roberto, conocido solo por unos pocos como @ElExpecial, cita al final de su libro a la genial obra de Eduardo Mendoza como un ejemplo que ha intentado seguir. Pues bien, lo mejor que puedo decir de Antonio mató a Luis en la cocina con un hacha porque le debía dinero es que me recordó a ese gran libro de Mendoza casi desde el primer párrafo. Así que si buscaba parecerse un poco a él, para mí al menos lo ha conseguido. ¿Necesitáis más datos para empezar a leerlo? Pues ya podéis hacerlo, tanto en digital como en formato papel.

Si te ha gustado esta entrada, puedes apoyarme comprando o recomendando mi última novela, Holocausto Manhattan, en digital o en formato papel. Te lo agradeceré mucho.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s