Archivo de la etiqueta: herida

Púrpura trombopénica idiopática, autoinmune o PTI en niños.

打印La púrpura trombopénica idiopática, autoinmune o PTI es una enfermedad relacionada con las plaquetas, que son unas células de la sangre que ayudan a producir trombos cuando se rompe un vaso para detener la hemorragia.

En esta enfermedad se produce una destrucción de las plaquetas del niño, normalmente mediada por un mecanismo relacionado con el propio sistema defensivo del niño, y por eso se llama también autoinmune. Gracias a esa destrucción desciende el número de plaquetas del niño por debajo de niveles considerados normales. Suele aparecer típicamente sobre los cuatro años de edad, aunque puede verse con relativa facilidad en en niños de uno a diez años.

Sigue leyendo

Anuncios

Pinchazo accidental con jeringa en niños

Existe un tipo de pinchazo un poco especial en el que la lesión se produce porque el niño se pincha de forma accidental con una jeringa.

Este tipo de accidentes se suele producir cuando el niño se encuentre la jeringa de forma completamente accidental mientras juega en el parque o en otras zonas donde alguien la haya podido dejar abandonada, como por ejemplo el campo o la playa.

Aunque afortunadamente son poco frecuentes, es conveniente conocer que existe esta posibilidad y qué hay que hacer en el supuesto de que un niño sufra un accidente con uno de estos objetos.

Sigue leyendo

Picaduras, mordeduras o lesiones por animales marinos (peces, medusas, erizos u otros) en niños

Existe un conjunto de lesiones como picaduras, mordeduras u otras que pueden estar producidas por animales marinos. En general se producen en la playa, donde los que con más frecuencia pueden producir lesiones en la edad infantil son las medusas, los erizos y algunos tipos de peces.

El mecanismo de producción de la lesión es diferente en cada uno de ellos. Por ejemplo, las medusas suelen producir una lesión por irritación, los erizos una herida por efecto de sus púas, y los peces generalmente por mordeduras.

Sigue leyendo

Heridas por mordeduras en niños

Las heridas por mordeduras en la infancia son lesiones producidas por mordiscos o bocados producidos por animales (lo más frecuente) o por otros niños. Es un cuadro relativamente frecuente en edad infantil, siendo las mordeduras más frecuentes las producidas por perro, y las de gato en segundo lugar. Las mordeduras por el hombre no son raras en la edad infantil, ya que es fácil que los niños se muerdan entre ellos jugando o en peleas de guardería o de patio de colegio. Un caso especial son las mordeduras producidas por ratas, que son poco frecuentes en pediatría pero pueden producirse en determinados sitios como por ejemplo en el campo. Las mordeduras producidas por perros suelen ser sobre todo en manos, pies y en extremidades. Las de gato suelen verse sobre todo en las manos, concretamente en los dedos.

Sigue leyendo

Heridas en los niños

打印Las heridas en la edad infantil son un cuadro muy frecuente ya que pueden verse casi a cualquier edad y en casi cualquier situación.  Son múltiples las causas por las que un niño se puede hacer una herida, aunque en la mayoría de los casos suele ser jugando con algún objeto cortante o punzante o golpeándose, ocurriendo con más frecuencia en el ámbito del hogar.

Los sitios más frecuentes donde se suelen producir las heridas son la cabeza, la cara, las manos y las piernas. La herida puede producirse de muchas formas y por lo tanto puede ser incisa (en forma de corte, que por lo general se acompaña de sangrado) o contusa (en forma de golpe, que puede que sangre menos). También puede ser limpia o sucia en función del grado de contaminación. Las anfractuosas son las que tienen bordes muy desestructurados y suelen producirse por desgarramientos o aplastamientos. Estas son menos frecuentes y suelen requerir asistencia en centros sanitarios.

Sigue leyendo