Archivo de la categoría: Neurología

Encefalitis en niños.

La encefalitis es un cuadro, poco frecuente en edad infantil, que consiste en una inflamación del encéfalo, zona que incluye el cerebro, cerebelo y el bulbo raquídeo. En función de la zona afectada, el germen causal, la edad del niño y otros factores puede ser un cuadro potencialmente severo. Es un cuadro diferente de las meningitis, aunque pueden aparecer asociados en un proceso que se denomina meningoencefalitis.

Las encefalitis en edad infantil pueden estar producidas por varias causas. Muchas de ellas se deben a procesos inflamatorios reactivos que se producen como reacción a una infección, por alteraciones del sistema defensivo del niño tras una infección por agentes como por ejemplo el virus del sarampión, rubeola o varicela. Muy raramente, algunas vacunas también pueden producir este efecto no deseado, aunque esto es cada vez más raro. Dentro de las producidas por gérmenes, los virus con los causantes más habituales, aunque hay bacterias que también pueden producirlas. Como cualquier otra infección pueden contagiarse, aunque en general el riesgo no es alto. También depende del virus o agente que esté causando el cuadro y del estado inmunitario del niño susceptible de contagiarse.

Sigue leyendo

Uso de drogas en adolescentes: inhalación de sustancias volátiles (pegamento, alcohol, gasolina u otros).

El consumo de drogas en adolescentes, cuyos aspectos generales se tratan en este tema, no siempre está relacionado con sustancias como heroína, alcohol, tabaco, marihuana o drogas de diseño, entre otras. Existen ocasiones, más de las que parece, en las que los adolescentes utilizan sustancias más o menos cotidianas, como algunos pegamentos o combustibles, que contienen una sustancia con ciertas propiedades que pueden hacer que los chicos se habitúen a su uso.

El problema reside en que muchas sustancias volátiles de uso profesional —pegamentos, combustibles, pinturas, disolventes u otros—, de un acceso relativamente sencillo para los adolescentes, contienen tolueno, una sustancia con propiedades relajantes y alucinógenas. De hecho, existen muchas sustancias similares al tolueno que pueden producir efectos similares. Su consumo mediante inhalación es muy común en determinados grupos de adolescentes, ya que se animan entre ellos, por lo que el entorno del niño es determinante en esto.

Sigue leyendo

Uso de drogas en adolescentes. Alucinógenos (LSD, MDMA, Fenciclidina).

Los alucinógenos como el LSD, MDMA o Fenciclidina son unas drogas muy comunes entre los adolescentes ya que son relativamente fáciles de sintetizar, distribuir y consumir. Son de uso frecuente en determinados ambientes, como discotecas. Se suelen intercambiar en los sitios de uso, en la calle o en los propios institutos. Las más consumidas por los adolescentes son el LSD, los derivados anfetamínicos como el MDMA y el éxtasis. Existen decenas de variantes de cada tipo, con nombres sugerentes que incitan a su consumo. Se pueden consultar aspectos generales sobre el consumo de drogas en adolescentes, o bien los temas sobre otras drogas específicas como anfetaminas, marihuana, tabaco o alcohol.

Sigue leyendo

Parálisis facial en niños.

¿En qué consiste la parálisis facial?
La parálisis facial consiste en un cuadro en el que se produce una parálisis de los músculos de la cara que están inervados por uno de los dos nervios faciales, dado que cada uno de ellos inerva un lado de la cara, dando un aspecto peculiar en el que se aprecia un lado de la boca desviado. La parálisis facial se denomina «periférica» cuando la causa afecta al nervio en su paso por los huesos del cráneo, y lo que suele ocurrir es que se afecta solo uno de los dos nervios faciales. Son muy diferentes de las parálisis faciales denominadas «centrales», que ocurren por problemas a nivel cerebral.

Sigue leyendo

Los niños no son de Marte (aunque algunos lo parezcan), YA disponible.

cubiertafrontalgrande_ninosmarte 2Por fin, y después de muchos meses de trabajo, Los niños no son de Marte (aunque algunos lo parezcan) YA está disponible, tanto en formato papel en librerías (a 14,95€) como en digital en tiendas online como Amazon o iTunes (4,75€ y 4,99€ respectivamente), donde además podrás leer el comienzo totalmente gratis.

En esta guía hablo de pediatría, sí, pero en tono de humor y como ningún otro pediatra te la había contado antes. Es una forma diferente de explicar las cosas con la que, si no aprendes, al menos espero… que te lo tomes con humor. Porque lo de los hijos, sinceramente, es casi de otro mundo.

Si deseas más información, puedes acceder a esta página de mi web o directamente a la editorial, donde además puedes solicitar ejemplares en caso de estar interesado en venderla en tu librería o centro sanitario.

Los niños no son de Marte (aunque algunos lo parezcan).

cubiertafrontalgrande_ninosmarte 2¿Abrigáis a vuestro bebé como si se aproximara una glaciación? ¿Miráis el termómetro como si fuera el muñeco diabólico? ¿Tenéis pesadillas con los gases? ¡Tranquilos! Aunque no lo creáis, la solución no es tan complicada. En este libro, que será publicado por Amat editorial en febrero de 2016, tenéis consejos y respuestas para esos clásicos quebraderos de cabeza con los que todos los padres se encuentran habitualmente.

Los niños no son de Marte (aunque algunos lo parezcan) es una guía para padres que andan algo perdidos, os descubrirá todo lo que podéis mejorar y lo que debéis saber sobre vuestros hijos, desde cómo son y cómo cogerlos hasta enseñarles a acudir a la consulta sin que lloren (¡sí, es posible!). Quedarán resueltos casi todos sus problemas, desde que nacen hasta llegar a la adolescencia, incluidos mocos, fiebres, toses, cuando no comen o no duermen y hasta cómo educarles. ¡No hay que ser superhéores para conseguirlo, basta con ser súperpadres! Después, difícilmente resistiréis la tentación de comentar a vuestros amigos qué aspectos pueden mejorar de sus propios hijos, aunque si sois piadosos, les aconsejaréis este libro.

¿Cuándo estará disponible?
En febrero de 2016, en librerías de toda la vida y, por supuesto, en tiendas online. Edita Amat editorial.

Sigue leyendo

Niños que se quedan «privados» (o espasmos del sollozo).

Los espasmos del sollozo, conocidos de forma coloquial como «que el niño se queda privado», son episodios en los que un niño de corta edad se queda sin respiración durante unos instantes. Suelen verse entre los seis meses y los dos años de edad, aunque pueden suceder hasta los cuatro o los cinco años, eso sí, de forma cada vez más rara, pues a partir de esa edad deberían ser excepcionales. Parece que su origen reside en una falta de maduración del sistema nervioso, de forma que durante el llanto el niño hace una espiración forzada y deja de respirar durante unos instantes. Suele haber antecedentes familiares de estos cuadros de espasmos del sollozo.

Sigue leyendo